1.911: La primera revolución china triunfante

La situación rusa provocó un movimiento migratorio, a Alemania y a ultramar, de considerable cuantía. Murió el químico ruso Dmitri Ivánovich Mendeléiev. Fue catedrático de la Universidad de Sankt Peterburg, en la que tenían gran influencia los alemanes. Descubrió la temperatura absoluta de ebullición de los líquidos, lo que le llevó a la tesis de imposibilidad de congelar determinados gases, dada su baja temperatura de ebullición, en la que se basó la tesis de la temperatura absoluta de lord Kelvin. Se compró una granja para demostrar que el trabajo libre, el buen trato a los campesinos y el empleo de técnicas científicas era mucho más rentable que la servidumbre, el despotismo y el tradicionalismo. Para sus estudiantes había elaborado unos apuntes en los que relacionaba los elementos o sustancias químicas entonces conocidas, según su peso atómico (quizás para facilitar su estudio, respecto de las valencias o valores de reacción, ya que se había detectado determinada relación entre unos y otros, porque, como se comprobaría mucho más tarde, el peso atómico lo conforman el número de nucleones, éste el de electrones, y estos el de los que se concentran en la última capa, la zona limítrofe de los átomos, y no la localización de tales elementos en el papel, por orden alfabético, o por el orden en que los colocaban los clásicos o por el cronológico en que fueron descubiertos, como era tradicional hacerlo) de menor a mayor, en orden vertical (este hecho produjo el sorprendente resultado, que no se habría producido de colocarlos en orden horizontal) en cuatro columnas, que era el máximo que permitía la hoja. Para entonces había una polémica sobre el peso de determinados gases. Aplicó las tesis del italiano Cannizaro de que había que distinguir netamente lo que eran átomos de lo que eran moléculas, puesto que los átomos de los gases eran propensos a asociarse de tal forma. De este modo descubrió que las propiedades físicas y químicas se repetían de forma periódica, entre los elementos colocados en tal orden. Pero había bastantes irregularidades. Así que realizó posteriores tablas periódicas de (cualidades de los) elementos químicos, en 6, 7, 8 y 16 columnas, apaisadas. Como aún había muchas irregularidades concluyó que había errores en los pesos atómicos asignados a determinadas sustancias, alterando su orden en tal sentido.

Dejó huecos en las tablas reflexionando que, con pesos atómicos muy bajos, se producían saltos en dichas cualidades físicas y químicas, porque no existían elementos intermedios, o bien porque, para pesos atómicos mayores, aún no se habían descubierto, y, por tanto, aún no tenían nombre. Así que les asignó uno teórico según su proximidad en peso atómico al elemento más cercano conocido, prediciendo con ello las cualidades físicas y químicas que debían tener, lo que facilitó su búsqueda y descubrimiento. Esto llevó a la conclusión de que existía una evolución no sólo biológica y cultural, sino física y química, geológica, que todo el Universo había evolucionado, desde las formas atómicas más sencillas, como el hidrógeno, la sustancia más ligera y simple, que los estudios espectrográficos demostraban que era el más abundante en él. Finlandia perdió bajo Stolipin todos los avances liberalizadores conseguidos, por lo que llegó a la conclusión de que, según el ejemplo noruego, la única opción era la independencia. A resultas de la Conferencia de Algeciras, Francia ocupó Casablanca, antiguo dominio portugués y español, así llamado porque una casa sobre una colina era la única referencia en los mapas de su época para un tramo costero desértico. Los alemanes impusieron que todas las tribus del Africa Oriental Africana, la actual Tanzania, plantasen obligatoriamente algodón para ser exportado, y que los jefes de tribu controlasen una producción mínima obligatoria. Esto produjo una hambruna que se agravó durante la sequía. Tras 2 años de guerra fueron aplastados los mayi-mayi (en suajili, “agua”, en árabe sería maya, por una poción mágica que afirmaban que convertiría en tal líquido las balas enemigas; el hechicero fue ahorcado por los alemanes por ¿traición?) muriendo entre 75.000 y 300.000, entre la guerra, la represión y el hambre, frente a 23 alemanes (incluyendo soldados, misioneros y un obispo) y 389 mercenarios askaris coloniales, que emplearon la estrategia de tierra quemada, incendiando sus cultivos, expulsando de ellos y de sus poblados a toda la población, y exterminando todo el ganado que encontraron.

No obstante los mayi-mayi consiguieron, a un sangriento precio, que se anulase el cultivo obligatorio del algodón, el trabajo forzoso en plantaciones, alejados durante meses de sus familias, que quedaban sin posibilidad de sustento, y la mejora de sus condiciones de vida y de administración alemana, con lo cual estos conseguirían el apoyo de los mayi-mayi, a pesar de la terrorífica represión y asesinato en masa           -igual que antes habían conseguido el de los askari- durante la Iª Guerra Mundial. La errónea política de Curzon como virrey de la India y la conmoción causada por la guerra ruso-japonesa, por la que, por primera vez, un ejército asiático conseguía victorias en su hemisferio (lo que deja fuera de cómputo los antecedentes mongoles o hunos, los xiung-nu de los chinos, que los derrotaron en Europa) sobre los europeos, llevaron a los radicales al control del Congreso Nacional. El resultado fue la escisión de éste. Los extremistas fueron encarcelados y los activistas juveniles ilegalizados. Surgieron entonces sociedades secretas, como la Amuchilan Samiti, en Bengala, o la India Joven (Abinaba Bbarat) con ramificaciones en el extranjero. En Londres se creó la Casa India. En Europa se creó un Partido Nacional Indio y un Comité Central Europeo de los Nacionalistas Indios. Raya Majendra Pratap y Maulana Barkutalla, ayudados por una misión alemana, encabezada por Oskar Ritter von Niedermeyer, intentaron formar un Gobierno hindú independiente en Afgganistán. Una comisión fijó las fronteras entre Siam y la Indochina francesa. Para entonces los franceses habían construido carreteras y ferrocarriles, intentaban inculcar el espíritu francés en los centros de enseñanza, con cuya visión se crearon múltiples escuelas, el liceo francés y la Universidad de Janoi, y se esforzaron en conceder alguna autonomía administrativa a Vietnam. Japón, que ya se consideraba potencia internacional, firmó Tratados de amistad con Francia y con Rusia. En base a ello se supuso respaldada para anexionarse el “protectorado” de Corea, que pasó a ser colonia suya. La Commonwealth de Australia se amplió a Nueva Zelanda y Terranova, con Gobiernos autónomos. Brasil siempre había sido una inmensa selva, casi inexplorada por los europeos.

De modo que su enorme extensión, asimilable a la Sudamérica española, no era proporcional a la producción económica de las posesiones hispanoamericanas, a pesar de sus envidiables recursos naturales, gran parte de los cuales aún sin descubrir en dicha época. Una ley garantizó vivienda y tierras para estimular la inmigración y colonización de su territorio. En 1.908 un ataque terrorista acabó con la vida del rey Carlos Iº y del príncipe heredero Luís Felipe, en Portugal, que de esta forma llegaba a la antesala de la república. Le sucedió Manuel IIº. La dinastía estaba muy desprestigiada por las cesiones continuas de territorios coloniales que habían debido hacer a las grandes potencias, la difícil situación financiera y los escándalos y autoritarismo del Presidente de Gobierno, Joao Franco, que había impuesto una especie de dictadura. Algo semejante a lo que iba a ocurrir en España, 15 años más tarde, que se continuaría, tras la efímera experiencia republicana, con la de Franco, si es que no se considera dicha dictadura una forma más próxima a una república no democrática que a la monarquía aristocrática y hereditaria. En Gran Bretaña se aprobó el subsidio de vejez. Hale demostró que las manchas en la superficie solar coincidían con fuertes campos magnéticos. La Sublime Puerta intentó deshacer el Comité para la Unidad y el Progreso, por lo que el ejército macedonio se sublevó en su apoyo. Se produjo un proceso revolucionario por el que los Jóvenes Turcos forzaron el cumplimiento íntegro de la Constitución de 32 años antes, haciendo que se convocara el Parlamento, y se implantase la igualdad de derechos y el sufragio universal masculino. Sin embargo ni la restauración democrática ni el liberalismo podían impedir las conmociones que estaban en curso, aprovechándose de la debilidad que atravesaba Turquía para su proceso revolucionario. Bulgaria se anexionó Rumelia oriental y se independizó por completo. Y lo mismo hizo Grecia respecto de Creta. Ante la aceptación de Abd al-Asis de los acuerdos de Algeciras, su hermano Mulay Abd al-Jafid lo derrocó, proclamándose sultán de Marruecos. Gabón, Congo central, Ubangui y Chad se integraron en el Gobierno General del Africa Ecuatorial Francesa.

El chaj de Persia intentó aplastar el movimiento nacionalista, consiguiendo que éste se radicalizara, por lo que aquél debió refugiarse en Rusia. La emperatriz viuda Tz’u-jsi (o Cixi) que en absoluto quería que el verdadero emperador, Kuang-jsu, al que había derrocado y mantenía poco menos que confinado en palacio, volviese al poder, llevó a la Corte a su sobrino-nieto Pú-i (o Pu-yi) con intención de que le sucediese, pero no a su padre, el ambicioso aunque inteligente, disciplinado y paciente príncipe Tuan, que compartía con la emperatriz su odio a los reformistas y a los extranjeros, ni a la madre del niño, una de las esposas de aquél, opiómana. el que Pú-i, en cambio, no pareciese muy despabilado, pese a su muy corta edad, pudo ser la “cualidad” fundamental para su elección, puesto que la emperatriz viuda debió tener intención de manipularlo, y que, cuando ella muriese, su inteligente padre, enemigo de reformas y extranjerismos (aunque acabaría cambiando cuando comprendió que no había otra posibilidad) sería quien debería manipularlo. Oportunamente Kuang-jsu murió, con 35 años, un día antes que su tía, la emperatriz viuda. Es posible que los venenos tuviesen alguna relación con tal “casualidad”. De esta forma el segundo imperio en extensión, tras del ruso, quedaba a merced de un niño de dos años. Más exactamente de los que iban a mantener un simulacro de control en su nombre, lo que incluye a las demás emperatrices viudas y concubinas del abuelo del nuevo emperador y los principales eunucos del Palacio Celestial, los únicos que tenían acceso a los recintos de las emperatrices y concubinas. Finalmente, después de 16 años, Holanda consiguió doblegar la resistencia de Sumatra, incluyéndola íntegramente en su imperio colonial. En 1.909 von Bülow fue sustituido por von Bethman-Hollwego como canciller alemán. Las ilusiones de Alfonso XIIIº de crear un imperio africano toparon, inopinadamente, con la resistencia marroquí. Un puñado de montañas y arenas desérticas iban a tener en España consecuencias semejantes a la de todo el anterior imperio: intentos revolucionarios, ascenso del carlismo y la reacción, dictadura, derrocamiento de la dinastía, implantación de la república, guerra civil, dictadura y posterior reinstauración dinástica. Si consideramos la fundamental influencia que el resultado de la guerra, más internacional que (in)civil, tuvo en el envalentonamiento de Hitler y el estallido de la IIª Guerra Mundial, podemos concluir que el mundo actual es consecuencia del estúpido deseo del estúpido Alfonso XIIIº de apropiarse de un “imperio” africano. El ejército español se demostró incapaz de acabar con dicha resistencia, debiendo proceder a mayores reclutas obligatorias. Los anarquistas convocaron una huelga de carromatos para impedir el abastecimiento de la Flota que debía llevar a los reclutas, los quintos (uno de cada cinco jóvenes, a sorteo, que no pudieran pagar la redención, una especie de impuesto para librarse del servicio militar, lo que lo reducía a sólo los mas pobres, aunque previamente hubieran salido libres de quinta, haciéndola aún más odiosa) de Barcelona, donde también se aprovisionaban de suministros, a Africa.

El ejército asignó tropas para proteger los carros conducidos por esquiroles, por lo que la situación acabó en la denominada “Semana Trágica de Barcelona”, que adquirió tintes de guerra civil. El Gobierno del conservador Maura, con su Ministro de Gobernación, Juan De La Cierva, a la cabeza, actuó con dureza y arbitrariedad. Se empleó artillería contra las barricadas. Hubo 78 muertos, de los que sólo 3 fueron militares, y medio millar de heridos, varios miles de detenidos, 2.000 procesados, 175 desterrados, 59 cadenas perpetuas y 5 condenas a muerte. Entre ellas las del intelectual anarquista Francisco Ferrer Guardia, fundador de la Escuela Moderna, sin más prueba que una carta acusadora de eclesiásticos barceloneses, que lo odiaban por intentar el fin del monopolio de la enseñanza por parte de la Iglesia católica. Esto atrajo las críticas de casi toda Europa. Entre los anarquistas era profesión de fe que los curas, disfrazados de obreros, con monos de mecánicos, habían disparado desde los tejados de las iglesias contra los militares, para hacer que la represión fuese más cruel y mayores y más duras las condenas, aunque no ha perdurado ninguna prueba de ello. Los proyectos de Haldane de construcción de una poderosa Marina de guerra, basada en el nuevo concepto de acorazado, y la reforma del ejército exigían en esfuerzo presupuestario que fue rechazado por los Lords. Surgió entonces una confrontación institucional entre ambas Cámaras británicas. Dreyfus, después de 15 años, fue rehabilitado: el poder civil consiguió imponerse al militar en Francia, en el que los altos mandos, para no quedar en evidencia y mantener su prestigio, se apoyaban unos a otros en contra de la justicia. Los socialistas se escindieron entre los radicales, que siempre fueron mayoritarios en Francia, hasta la aparición del Partido Comunista, y los reformistas, encabezados por Briand, que participó en el Gobierno. Los que se beneficiaron de ello fueron los conservadores nacionalistas. El fracaso del movimiento de los jóvenes turcos hizo perder la paciencia a Rusia respecto a conseguir sus aspiraciones, además de dejar al imperio otomano suficientemente debilitado y dividido. Así que lo aprovechó para invadir directamente Bulgaria, que ya no podía manejar a distancia. A consecuencia de lo cual Austria-Hungría se anexionó Bosnia y Herzegovina, que controlaba mediante administración fiduciaria.

Gran Bretaña, que intentaba frenar el expansionismo ruso, e Italia, que comenzaba a tener aspiraciones sobre el Adriático, a reconstruir, si no el Imperio Romano, sí el Veneciano, se opusieron a todo ello, llegando entre ambas a un mayor entendimiento, lo que tendría vitales repercusiones durante la Iª Guerra Mundial. Francia se mantuvo en un segundo plano, insegura de sus relaciones internacionales, ya que pretendía mantener sus acuerdos de garantía mutua con Rusia, pero apoyó tales protestas, aproximándose a una triple alianza. Alemania, manteniendo su estrategia de la “fidelidad nibelúngica”, salió en apoyo de Austria-Hungría: el escenario de la Iª Guerra Mundial estaba perfectamente delimitado. No obstante, el emperador alemán rechazó el proyecto austro-húngaro de una guerra preventiva contra Servia, sustituyéndolo por una nota en la que advertía a Rusia sobre una posible ayuda a aquella. Este fue un error diplomático de terribles consecuencias, puesto que el Ministro de Asuntos exteriores rusos, Iswolski, que deseaba llegar a un acuerdo con los imperios centrales, refundar la alianza de los tres emperadores, se sintió humillado y frustrado, por lo que dimitió. Desde su puesto de embajador en París haría todo lo posible para vengarse, excitando la animosidad contra dichos imperios centrales. Entre ellos Austro-Hungría había pasado a desempeñar un papel predominante en política exterior -debido a los zigzagueos alemanes, su falta de planes definidos, su política de respuesta, de contragolpes, siempre poco diplomáticos, a los acontecimientos, sin preocuparse de sus consecuencias futuras- de modo que implicaba a ambas en el riesgo de guerra, al proseguir con una estrategia provocativa en los Balcanes, sin que su aliado hiciese casi nada por controlarla. Sin embargo, en este caso, la intermediación de Alemania entre Austria-Hungría y el imperio otomano, con el que tenía ascendencia e intereses ferroviarios, financieros, petroleros y mineros compartidos, le dio resultado. A cambio de una compensación económica los turcos abandonaron el sanyakato de Novibazar y permitieron la anexión austro-húngara de Bosnia y Herzegovina. Esto originó una falsa sensación de triunfo y capacidad, puesto que sobre dicho escenario pesaban otros intereses, otros imperios, más importantes que los del decadente otomano, que esperaron su oportunidad para desquitarse.

El sultán organizó un movimiento contrarrevolucionario que el ejército atajó, derrocándolo y sustituyéndolo por su hermano, Mejmet Vº Rechad, un títere bajo el que ejercían el poder los Jóvenes Turcos. El Comité para la Unidad y el Progreso se dedicó a la turquización, lo que suponía diferenciarse y distanciarse del mahometanismo como forma de Gobierno, y modernizar el imperio. Francia conquistó el Uadai, en Africa, y sofocó un levantamiento de las kabilas del Rif. Tratando de llegar a un acuerdo con los rebeldes, Mujammad Ali abdicó en su hijo Ajmat, entonces menor de edad, como chaj de Persia. Howard Taft accedió a la presidencia de Estados Unidos. Continuó la línea reformista de su antecesor. Consiguió que la Standard Oil Company fuese troceada en las sociedades de procedencia o similares, y que se disolviese la Tobacco Company, intentando limitar el proceso monopolista. Llegó a la presidencia de Cuba el liberal José Miguel Gómez, que consiguió que Estados Unidos abandonase la isla, excepto Guantánamo. En 1.910, en Portugal, el asesinato de uno de los principales dirigentes republicanos ocasionó la revolución del 4 de octubre. Tras una serie de durísimos enfrentamientos, se instauró la república, declaradamente anticlerical, lo que tampoco trajo la paz social. Manuel IIº huyó a Gran Bretaña, se formó un Gobierno provisional y se promulgó una Constitución, tras lo cual fue elegido Presidente Manuel José de Arriaga. El nuevo régimen republicano se consolidó sin violencias ni represalias, lo que influiría en su imitación en España. Sin embargo hubo intentos de reinstauración monárquica, y enfrentamientos entre las diversas tendencias republicanas, producto más bien de personalismos, que se dividían entre evolucionistas (moderados) y unionistas y demócratas, de izquierda. Todo ello originó una gran inestabilidad, que favoreció el establecimiento de efímeras dictaduras militares. Para entonces, Austria (Cisleitania) tenía unos 33 millones de habitantes, de los que un tercio eran germánicos, un 22% chekos, un 15% polacos, un 12% ucranianos, un 5% eslovenos, un 3% italianos, otro tanto servocroatas, y un 7% del resto de nacionalidades.

Hungría (Transleitania) contaba con 18 millones de habitantes, de los que sólo un 54% eran húngaros, un 17% rumanos, un 11% germánicos, otro tanto eslovacos, un 4% servocroatas, y un 3% del resto de nacionalidades. En Italia se fundó el Partido Nacionalista. En Rusia dieron fin las reformas agrarias, ante su nulo resultado práctico. En realidad la disolución de los mir (que en ruso puede significar “paz” o “propiedad comunal”, “aldea”, igual que kremlin puede significar “rojo”  “hermoso”) organizaciones agrarias comunistas tradicionales, quizás también para evitar que sirviesen de propaganda revolucionaria, sólo conllevó el aumento de labriegos desposeídos de tierras, ampliando el problema social. Durante la construcción del ferrocarril Melilla-Desula los trabajadores españoles fueron atacados por la resistencia marroquí a la ocupación extranjera, lo que ocasionó 4 años de campaña militar. Todas las administraciones coloniales europeas se esforzaban por mejorar la agricultura, la enseñanza, las comunicaciones y la sanidad, todo ello para rentabilizar sus dominios. Alemania empleó a Robert Koch para investigar y combatir la peste bovina y la enfermedad del sueño, que producía un coma generalmente irreversible sin tratamiento sanitario. En Camerún se impuso la escolarización obligatoria. En todas las colonias alemanas se crearon escuelas agrarias y se construyeron carreteras y extensos tendidos de ferrocarril. Francia impuso a Níger un status especial como territorio militar. La Unión Sudafricana se integró a la Commonwealth. Fan Dinj Fung, un gran sabio revolucionario, creó graves problemas a los franceses en Vietnam. Se formó el movimiento Dong-du (“Exodo hacia el Este”) que operaba en el exterior, sobre todo en Japón, y que se consideraba el modelo a seguir contra el dominio occidental. Sin embargo la política expansionista japonesa precisaba del acercamiento hacia las potencias imperialistas, por lo que terminó expulsando a los vietnamitas nacionalistas. A pesar de los enfrentamientos entre liberales y conservadores, y la secesión de Panamá, Colombia consiguió un notable desarrollo económico. Surgido un tercer partido político, la Unión Republicana, que ganó las elecciones, otorgando la Presidencia de la República a Carlos Restrepo, que continuó con la favorable progresión económica.

En 1.911, un fogonero, un artillero y doce tripulantes de la fragata “Numancia” se amotinaron, amenazando bombardear Málaga si no se proclamaba la república, como ya existía en Portugal desde el año anterior. Fueron reducidos y condenados a 13 cadenas perpetuas y una a muerte. Una Ley del Parlamento impidió que la Cámara de los Lords pudiese vetar leyes sobre asuntos económicos, lo que supuso una gran pérdida de poder de la aristocracia y terratenientes, que, en el futuro, preferirían concurrir a las elecciones a la Cámara de los Comunes, bajo el manto del Partido Conservador, lo que sería catastrófico para el Partido Liberal, que perdería el apoyo del sector financiero y la industria armamentística y naval. Surgió también la polémica sobre el sufragio universal, especialmente a partir del movimiento obrero, que exigía igualdad de derechos políticos y mayor participación en los beneficios económicos generados por su trabajo, y del sufragismo femenino, encabezado por Emmeline Pankhurst. Se sucedieron las huelgas de obreros en los ferrocarriles, los puertos y las minas. Se aprobó el seguro obligatorio de enfermedad y desempleo, también a imitación de su antecedente alemán. Italia, aprovechándose de la situación revolucionaria en Turquía y del acuerdo secreto con Gran Bretaña y Francia, se apropió de Tripolitania y Cirenaica, en la actual Libia, que, hasta entonces, mantenían su nominal dependencia otomana. De modo que las buenas relaciones con la Puerta Sublime se trastocaron en la guerra italo-turca. El entonces Coronel Dragutin Dimitriyevic (Apis) Jefe del Departamento de Inteligencia servio, organizó, por su grupo “Mano negra”, que pretendía la implantación del yugoslavismo, la unificación de todos los Balcanes (los “eslavos del Sur”) el asesinato del emperador Francisco José, como venganza por haberse anexionado Bosnia y Herzegovina, pero fracasó. La Iª Guerra Mundial podía haber comenzado en dicho momento. Y, tal vez, habría durado menos, con una más rápida derrota alemana. O haberse evitado, o aplazado, si la investigación policial hubiese tenido más éxito. O si no se hubiesen producido las amenazadoras declaraciones en cadena y la movilización de tropas, o no se hubiera dado importancia a las escaramuzas o invasiones militares limitadas a dicho escenario. El odiado Stolipin fue asesinado en Rusia. El General Lyautey gobernaba de forma absolutista el sultanato de Marruecos, aunque respetando las estructuras políticas y sociales del país. La conquista de Fez por Francia dio origen a una segunda crisis de Marruecos, al enviar los alemanes, que se oponían a dicho control francés, ya que ellos lo deseaban para sí mismos, la cañonera “Panther” al puerto de Agadir.

Se solucionó mediante el Tratado franco-alemán por el que se compensaba al emperador con la parte del Congo no dominada por Bélgica, y la venta del Nuevo Camerún, en Africa Ecuatorial. No obstante se había llegado a una política de demostraciones de fuerza que no tendría más salida que la Iª Guerra Mundial, puesto que la insistencia en las amenazas, que, hasta entonces, parecían haber resultado positivas, terminarían llevando a peticiones inadmisibles, o negociables sólo a cambio de compensaciones, no como imposición unilateral. Italia encontró una férrea resistencia entre los habitantes del desierto a su ocupación de las declaradas provincias italianas de Cirenaica y Tripolitania. La situación financiera de Irán llevó a que se pidiese la intervención del economista estadounidense William Morgan Shuster en las finanzas del Estado. Sin embargo, Rusia lo obligó a marcharse, y, junto con el ejército británico, terminaron de repartirse el país. Sun Yat-sen, analizando el fracaso de sus esfuerzos anteriores, la falta de apoyo al liberalismo y a la democracia, trató de conectar con las antiguas tradiciones de expulsión de los extranjeros, por lo que transformó las asociaciones que había ido fundando en el Partido Nacionalista Chino, en chino Kuo-Ming-Tang. Para entonces el descrédito de la dinastía King era total. La baja aristocracia sureña, posiblemente por el influjo de las ideas y del dominio occidental, se mostraba opuesta a seguir colaborando con el régimen manchú. Siguiendo con sus planes reformistas, el Gobierno pretendió nacionalizar las nuevas líneas ferroviarias en construcción, para lo cual pidió préstamos a las potencias occidentales. La mayoría de las acciones estaban en poder de la baja aristocracia, que lanzaron a sus hijos, estudiantes, a la protesta callejera. El 10 de octubre el ejército llevó a cabo una persecución de terroristas en Uu-ch’ang, parte de la actual Uujan. Esto provocó una gran rebelión contra el poder imperial. Los Gobernadores y Generales de muchas provincias aprovecharon la anarquía reinante para, posiblemente con el influjo de las potencias extranjeras que las dominaban, proclamarlas independientes del imperio. En diciembre las tropas rebeldes tomaron Nanking, la “Capital del Sur”. A Sun Yat-sen le cogió en Estados Unidos.

A su vuelta, en esta ciudad, una de las cuatro capitales imperiales, que lo había sido en solitario durante diez dinastías, o capital de reinos cuando fueron independientes, el 29 de diciembre, representantes de 16 provincias declararon constituida la República de China y le nombraron su Presidente provisional. Jorge Vº se desplazó a Deli, la antigua capital del imperio mo-gol, para coronarse emperador de la India.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s